Avatar Wiki
Advertisement
Avatar Wiki
Este artículo es sobre el mundo real.
Este artículo es sobre el capítulo de El Ascenso de Kyoshi. Para usos similares, vea El Iceberg (desambiguación).

"El Iceberg" es el séptimo capítulo de El Ascenso de Kyoshi.

Resumen[]

Kyoshi y sus aliados se encuentran con Tagaka en el Polo Sur. Después de que aumentan las tensiones, el equipo de Kyoshi lucha contra los piratas. Kyoshi muestra una increíble hazaña de Tierra Control de la que nadie, ni siquiera ella, sabía que era capaz.

Sinopsis[]

Mientras Kyoshi y su grupo viajan en Pengpeng hacia el Polo Sur, Kyoshi tiene un sueño terrible en el que está rodeada de lluvia y relámpagos. Un relámpago revela dos misteriosas figuras encapuchadas, cuya visión la llena de odio, y afirma que nunca las perdonará. Las siniestras figuras se dan la mano y se involucran en una vaga transacción. El sueño de Kyoshi la despierta de un sobresalto y, presa del pánico, se cae accidentalmente de la silla del bisonte volador, aunque logra sostenerse del borde hasta que Yun y Rangi se levantan de su conmoción y la levantan. Mientras los otros pasajeros intentan dar sentido a los eventos que acaban de suceder, Kelsang le advierte a Kyoshi que tenga más cuidado.

Kelsang y Kyoshi comienzan a discutir la tradición de que los Avatares viajen con un grupo de amigos cercanos sin la supervisión de mayores. Explica que el Avatar Kuruk solía viajar con Hei-Ran, Jianzhu y él mismo, aunque admite que fueron malas influencias para él, algo que el maestro tierra ahora lamenta mucho. Kyoshi menciona que, en cambio, suena como una falla de Kuruk, pero Rangi le golpea el hombro, pidiéndole que no critique la vida pasada de Yun.

Pasan tres largas horas antes de que el equipo llegue a un iceberg gigante en el Polo Sur. Kyoshi nota tiendas de campaña de fieltro, pertenecientes a la delegación de la Quinta Nación, en el otro lado de la orilla. Yun explica que la Quinta Nación acordó no traer barcos de guerra si el Avatar accedía a negociar lejos de terreno en el que sería capaz de usar sus habilidades. Kelsang aterriza a su bisonte en el hielo y ayuda a todos a descender con su aire control.

Mientras tanto, el barco de Jianzhu echa anclas en alta mar y su tripulación se dirige a la orilla en botes. Jianzhu, junto con Hei-Ran y el maestro Amak, llegan primero y pisan el iceberg. Amak, un experto maestro agua y el instructor del Avatar, menciona que se supone que Tagaka, la líder de la Quinta Nación, es la única maestra agua presente durante la negociación y advierte a los demás que mantengan sus habilidades de control en secreto. Kyoshi siente que no pertenece a este lugar tan lejos de la tierra, ya que el más mínimo error podría destruir el destino de muchas personas.

Tagaka, junto a dos de sus hombres tras ella, se acercan al Avatar y sus aliados. Ella menciona la altura intimidante de Kyoshi, lo que hace que la mujer alta se sienta incómoda. Mientras uno de los hombres de Tagaka frunce el ceño a Kyoshi, la reina pirata se inclina ante Yun, quien la felicita a su vez por su reciente "victoria sobre los restos de los Diablos Rojos Pálidos". Tagaka los invita a todos a su campamento para comer y descansar, una oferta que Jianzhu acepta fácilmente.

Tagaka y sus invitados participan en una cena incómoda en su lujoso campamento. Mientras Yun golpea la comida, Kyoshi se preocupa por la posibilidad de que esté envenenada y se pregunta por qué Tagaka está siendo tan acogedora. Después de la cena, los hombres de Tagaka traen tableros de Pai Sho para que su tripulación pueda desafiar las famosas habilidades del Avatar. Mientras que la atención de todos se centra en Yun jugando contra tres oponentes simultáneamente, Kyoshi se da cuenta del comportamiento aterrador que rodea a un grupo de sirvientes del Reino Tierra, algo que Rangi y Yun se habían dado cuenta antes. Kyoshi se siente estúpida por no haber notado a los aldeanos secuestrados hasta ahora. Cuando su mano comienza a temblar, Rangi la aprieta cálidamente para ayudar a calmar sus nervios.

El juego de Pai Sho inevitablemente resulta en una victoria rotunda para Yun, lo que hace que la sala se regocije en su honor. Bebiendo mucho, Tagaka le pregunta al Avatar si lo está pasando bien, a lo que él felicita su hospitalidad. Sin embargo, la habitación se queda en silencio y en estado de shock cuando Tagaka admite sin rodeos que estaba preocupada de que Yun intentaría asesinarla antes del final de la noche. La tensión llena el aire y Kyoshi nota que el Maestro Amak se prepara para una pelea.

Siempre diplomático, Yun intenta calmar a Tagaka y le pregunta por qué tuvo esa impresión. La reina pirata explica que su agravio es más hacia la presencia de los maestros de control del Avatar, Jianzhu, Hei-Ran y Kelsang específicamente, refiriéndose a Jianzhu como el "Sepulturero del Paso Zhulu". Cuando la confusión se apodera de Yun, Tagaka acusa a Jianzhu de enterrar vivos a cinco mil cuellos amarillos, pero el sabio de la tierra afirma que no es más que un simple rumor. Tagaka luego acusa a Hei-Ran de tener el récord de la Academia Real del Fuego para Chicas por las muertes más "accidentales" durante Agni Kais y a Kelsang por atrapar la flota de su abuelo en un tifón, causando que la tripulación se ahogara en el mar. Yun intenta disipar la tensión enfatizando que Tagaka no tiene nada que temer de la presencia de sus amos y sugiere que incluso si sus acusaciones fueran ciertas, él tendría tanto que temer de su temible reputación, un argumento con el que la reina pirata está de acuerdo.

La reina pirata, sus hombres y los cautivos del Reino Tierra salen de la yurta, dejando a Yun y sus aliados en privado. El Avatar interroga inmediatamente a Jianzhu sobre enterrar vivas a cinco mil personas. Jianzhu intenta apartarlo, pero Yun exige la verdad. Jianzhu se ríe y finalmente admite el acto atroz, alegando que hizo justicia contra los daofei que creían que podían herir y asesinar a personas sin repercusiones. Agrega que esto resultó ser efectivo, ya que los Cuellos Amarillos supervivientes se dispersaron por el campo con una comprensión clara de cómo sus acciones ahora tendrían consecuencias. El sabio argumenta que piratas como Tagaka pueden lamentar la falta de piedad y, sin embargo, olvidar convenientemente lo que los Cuellos Amarillos habían hecho para merecer su justo castigo. Kelsang apoya su argumento, insistiendo en que los compañeros de Kuruk tuvieron que actuar para mantener el equilibrio en los años posteriores a su muerte, lo que llevó a Yun a replicar que esas responsabilidades arbitrarias ahora se le habían impuesto y que intentaría seguir los ejemplos que sus maestros le habían dado. Este recibe una reprimenda de Jianzhu por dejar que las acusaciones infundadas de Tagaka lo inquieten y luego ordena a todos que se vayan para que pueda hablar con el Avatar en privado.

Kyoshi sale de la tienda, persiguiendo a Kelsang. El monje comienza a discutir con ella los errores que ha cometido y cómo violó sus creencias como maestro aire, habiendo defraudado a los Nómadas Aire. Kyoshi escucha y lo abraza con fuerza, asegurándole que nunca la ha defraudado. Sin embargo, cuando un sonido de choque proviene del interior de la tienda, Kelsang va hacia allí para verificar la causa del sonido y le pide a Kyoshi que se vaya.

Kyoshi se encuentra en las afueras del campamento pirata, cerca del acantilado de hielo. Ella trata de esconderse de los forajidos, pero uno de los hombres de Tagaka se acerca borracho y coquetea escalofriantemente con ella. Él comenta que se parece a una mujer que conoció de Bahía Camaleón, líder de una "Sociedad de Algo Volador", aunque no recuerda su nombre. El hombre acosa sexualmente a Kyoshi, provocando que ella lo agarre por el cuello y lo arroje contra el acantilado de hielo. Ella lo obliga a disculparse y luego lo deja caer al suelo. Kyoshi le quita el recipiente de vino y se lo vierte en la cara. Tomando la botella vacía con ella, se aleja.

Kyoshi se acuesta boca abajo fuera de su tienda e intenta calentarse. Luego, gira la cara hacia arriba para encontrar a Rangi sosteniendo una llama de su propia creación, quien nota la botella de licor en su mano y le pregunta si ha estado bebiendo. Kyoshi opta por decir que lo ha hecho en lugar de explicar la verdad. Rangi toma los brazos de Kyoshi y la arrastra lentamente hacia la tienda cercana. Rangi le quita la ropa exterior a Kyoshi y luego se quita la suya, lo que hace que la maestra tierra se dé cuenta del físico musculoso y atractivo de Rangi. Cuando ambas están acostadas, Kyoshi intenta justificar las acciones del maestro de Yun, alegando que Jianzhu "fue demasiado fácil" con los Cuellos Amarillos ya que había escuchado lo que le hacían a las personas desarmadas, y asegurando que Hei-Ran nunca tuvo la intención de dañar a nadie. Sin embargo, Rangi repentinamente pone a Kyoshi de lado para que la mire y menciona que uno de los oponentes de su madre había sido su propio primo, lo que provocó que la gente en la escuela le recordara constantemente que la directora era una asesina. Cuando Rangi esconde su rostro en su pecho, Kyoshi coloca un brazo sobre su hombro, intentando consolarla. Rangi se presiona de cerca contra su amiga, frotando su cabello contra sus labios, el pulso de Kyoshi se acelera mientras huele el aroma floral de Rangi. La maestra fuego finalmente se queda dormida, pero Kyoshi la rodea con el brazo. Kyoshi tiene problemas para dormir, pero ve como un honor y una tortura consolar a su amiga durante toda la noche.

A la mañana siguiente, la tripulación desayuna en su propio campamento y no hay tensión aparente entre los aliados de Kyoshi. Ella recuerda la posibilidad de que sea la verdadera Avatar del grupo, pero hace todo lo posible para alejar su ansiedad. Yun, Jianzhu, Hei-Ran, Kelsang, Rangi, Amak y Kyoshi se encuentran con Tagaka en la cima del iceberg. Un par de piratas están de pie con su reina, acompañados por una rehén del Reino Tierra. Los dos lados diferentes de la negociación se enfrentan mientras Tagaka usa su agua control para crear una mesa de hielo, aunque con gran dificultad.

Tagaka se disculpa por su falta de habilidades de agua control mientras su esclava del Reino Tierra coloca sobre la mesa elementos de caligrafía tradicionales para la negociación. Tagaka y Yun se sientan en la mesa congelada e intercambian acuerdos escritos entre ellos. Después de que Yun le pide que cambie una redacción en su acuerdo y Tagaka acepta hacerlo, pasan a enmiendas verbales. Cuando Yun exige que Tagaka libere a todos los rehenes del Reino Tierra, Jianzhu se sorprende por su franqueza, ya que eso no es lo que habían planeado de antemano. Aún así, Kyoshi se siente orgullosa y se da cuenta de que esto es lo que Yun quería que ella viera cuando le rogó que viniera. Tagaka sorprendentemente acepta la solicitud de Yun, ya que admite que los esclavos son inútiles para ella, y que ninguno de ellos era un carpintero aceptable. Ella afirma que necesita personas que puedan construir barcos para su armada, árboles y un puerto para embarcar y poder aumentar el tamaño de sus fuerzas. Cuando Tagaka menciona que sabe "dónde conseguir esas cosas", Yun rápidamente se da cuenta de que se está refiriendo a Yokoya, advirtiendo verbalmente al resto de su grupo.

De repente, Tagaka apuñala al Maestro Amak con una estalagmita de hielo y afirma que puede reconocer a su gente bajo un disfraz. Sus dos escoltas agarran al rehén y saltan por la pendiente del iceberg, esquivando una ráfaga de fuego de Rangi. Los piratas de Tagaka se levantan de la superficie del hielo y atrapan a Rangi, Jianzhu y Hei-Ran con ellos, mientras Kyoshi y Kelsang logran evitar su agarre. Tagaka sostiene un jian en el cuello de Yun, pero él usa trozos de la losa de tinta de piedra para crear un guante alrededor de su mano y rápidamente agarra la hoja de su espada. El pie de Kyoshi se atasca bajo la superficie del hielo cuando un pirata aprisiona su mitad inferior volviendo a congelar el agua. Tagaka y Yun continúan luchando, y ella admite que es una maestra agua mucho mejor de lo que se hacía pasar previamente.

A las órdenes de Tagaka, la flota naval de la Quinta Nación comienza a dejar el iceberg para dirigirse a Yokoya. Yun logra advertir a sus aliados que necesitan detener los barcos antes de que Tagaka lo cubra completamente con hielo. Kelsang vuela hacia la orilla con su planeador de maestro aire hasta que es detenido por los dardos de hielo de Tagaka, que destruyen las alas del planeador y lo hacen caer hacia el mar. Tagaka levita la roca de hielo en la que Yun todavía está congelado, la arroja por el costado del iceberg y salta tras él. Kyoshi logra liberarse del hielo y comienza a perseguirlos, deslizándose hacia el campamento pirata, donde se da cuenta de que han comenzado a cargar su campamento en botes. Kyoshi exige que Tagaka le devuelva a Yun, pero la maestra agua admite que le gusta el potencial de Kyoshi como luchadora y le pide que se una a ellos. Kyoshi la insulta, afirma que nunca se convertiría en daofei y se da cuenta de que tendrá que recuperar a Yun por la fuerza. Cuando la pirata señala que Kyoshi no tiene tierra para rodearla, de repente se llena de la sensación de que, en su momento de desesperada necesidad, su voz no estaría sola. A pesar de que Kyoshi no comprende completamente ni se siente completamente en control, adopta una postura de Crowding Bridge, sintiendo que estaba "liderando y siendo dirigida por un ejército de maestros". Ella levanta una columna del lecho marino de piedra gris desde la superficie del océano, que atrapa el casco del barco de Tagaka, destruye a varios otros en el proceso y derriba a los piratas. Kyoshi itenta atacar a Tagaka, pero cae de rodillas exhausta antes de acercar la tierra lo suficiente para defenderse, dejándola vulnerable para que la reina pirata la ataque.

Aparentemente de la nada, Rangi le grita a Kyoshi que se mantenga agachada y le dispara fuego a Tagaka, tirándola. Rangi y Hei-Ran atacan a los refuerzos de Tagaka desde Pengpeng mientras Jianzhu ataca a los demás soldados. Después de que el bisonte aterriza, las dos maestras fuego deciden controlar a los maestros agua mientras el sabio de la tierra y Kyoshi vuelan para detener al resto de la armada de Tagaka. Él se da cuenta del increíble pilar de piedra que Kyoshi había extraído previamente del lecho marino. Jianzhu salta en el aire desde el bisonte y destruye las naves de Tagaka usando la fuente de tierra que Kyoshi le había proporcionado.

Kyoshi escucha a un hombre con una voz ronca que felicita su actuación, pero se da la vuelta para ver que no hay nadie más con ella. Kyoshi se siente mareada y luego se desmaya sobre el hielo.

Notas de la producción[]

Continuidad de la serie[]

Revelaciones de los personajes[]

  • El Maestro Amak es el segundo maestro favorito de Yun, siendo Jianzhu el primero.
  • Se revela que Tagaka es una poderosa maestra agua.
  • Kyoshi se revela como una maestra tierra extremadamente poderosa.

Trivia[]

  • Este capítulo tiene cuarenta páginas, haciéndolo el más largo del libro.
Advertisement